Las rosarinas compitieron en duetos de nado sincronizado en Rio 2016. Aunque no pudieron clasificar, cumplieron lo que se propusieron para esta competencia.

Fueron cuatro años de preparación donde Etel y Sofia Sánchez no pararon en ningún momento. Pasaron entrenamientos, sudamericanos, el panamericano, torneos preparatorios y ellas seguían. El esfuerzo dio sus frutos y en marzo pasado consiguieron la clasificación a los Juegos Olímpicos Rio 2016.